LIBRETA: Alianza Lima 1 – Sporting Cristal 0

Por: Diego M. Eguiguren

Patricio Álvarez (14): Seguro para controlar los balones largos, pero dando rebotes peligrosos en tiros de media y larga distancia. En la jugada del gol de los locales, no tuvo espacio ni tiempo para reaccionar y salvar su portería.

Gianfranco Chávez (15): Respondió bien, en general. Su valor más destacado fue la anticipación en momentos sumamente oportunos. El gol que recibió Sporting Cristal no comprometió su posición.

Omar Merlo (13): Realizaba un partido correctísimo, mostrándose atento y ordenado, pero el gol que ha dejado en desventaja al cuadro rimense se dio por un centro a su espalda, algo que ya es reiterativo y que debería evitarse siempre, y más si se trata de la última jugada de un cotejo tan determinante.

Johan Madrid (10): No es que haya pasado demasiados apuros en su labor defensiva; sin embargo, y para sorpresa de nadie, regresó a cubrir su zona al trotecito en la jugada del gol y su aporte en ataque fue escaso. Como agregado, debió salir expulsado por cometer una falta torpe e imprudente en el primer tiempo.

Jair Céspedes (14): Ganó muchas veces en velocidad, fue opción de pase y supo cerrar su zona en muchos pasajes del partido. ¿Lo malo? Cometió un penal (no cobrado) en la única jugada en que le ganaron la posición con claridad.

Jorge Cazulo (15): En la guerra inacabable, muy a su estilo. Tuvo la energía para marcar y descolgarse. Mereció un mejor resultado.

Martín Távara (-): Transportaba a la redonda por el medio sector hasta que, luego de una jugada dividida, tuvo que dejar la cancha por lesión; momento en que, por cierto, se le debió sacar al menos una tarjeta amarilla al volante de los dueños de casa.

Horacio Calcaterra (11): Su presencia en el campo se notó siempre, presionando y hostigando a los rivales. Lamentablemente, su actuación quedó en la retina por dos momentos puntuales: 1. Erró una ocasión de gol inaudita en el primer tiempo. 2. Fue eludido con evidente facilidad en el instante más importante del match.

Christofer Gonzales (09): Desaparecido, intrascendente, invisible. Seguimos esperando a un presunto jugador de selección que más vive entre algodones y sin responder de manera positiva en casi ningún partido del año.

Christian Ortiz (16): El mejor de la cancha, de manera irrebatible. Se asoció, brindó buenas asistencias, generó fútbol desmarcándose. Su salida fue inentendible, como muchas de las decisiones que toma el entrenador de turno.

Cristian Palacios (09): Trabajador, pero su inoperancia de cara al arco le sigue costando a Cristal partidos decisivos. Pasó en el Apertura, en el Clausura, en la Copa Sudamericana y en la primera semifinal. Un jugador extranjero necesita demostrar mayor jerarquía.

CAMBIOS

Kevin Sandoval (12): Ingresó por Martín Távara y se ubicó en la zona derecha del ataque bajopontino. Tuvo algunas apariciones interesantes, apoyadas en su velocidad, pero nada extraordinario ni convincente.

Carlos Lobatón (12): Por momentos tuvo el esférico y efectuó algunos tiros de esquina sin gran peligro. No pudo cambiar el rumbo del encuentro.

Emanuel Herrera (10): «Falto de ritmo», como dice la mayoría. Fue controlado y anticipado con mucha sencillez. Por ahora es algo entendible, claro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *